Nacional y Deportivo Tucholke defenderán el "Honor" de Misiones en los cuartos de final

jugado el 28-05-08-Liga de Honor-octavos de final

Ambos superaron los octavos tras vencer a Jockey Club y La Cumbre, respectivamente. También pasaron varios candidatos: Pesquera, Casino, Alfio, Don Orione, Regatas y Global.

(por Mariano Bachiller - Enviado Especial a Puerto Piray - marianobachiller@solofutsal.com.ar). Con la lluvia como trastorno principal, se jugaron los octavos de final de la Liga de Honor 2008, y los dos equipos misioneros que quedaban en el torneo soportaron la presión y consiguieron el pase a la siguiente fase. En esta sede, el primer encuentro estuvo un largo tiempo suspendido a causa del agua que ingresaba al polideportivo, y en Dos de Mayo, un corte de luz a causa de la tormenta también demoró el normal desarrollo de la jornada.
En el encuentro más esperado por el público del Alto Paraná (que pese al estado del tiempo brindó un estupendo marco), Atlético Nacional, de esta localidad, eliminó a un rival complicado, que lo tuvo contra las cuerdas en el primer tiempo, pero el peso de sus individualidades y algunos otros ingredientes le dieron la victoria a los celestes. Se puso dos veces en ventaja el conjunto mendocino, con tantos de Diego Koltes, y el local no encontraba el camino, pero Joaquín Molina y Daniel Alvarenga, con acciones individuales, alcanzaron el empate.
El juego de Nacional hasta ese momento pasaba, justamente, por intentos personales, además de cierto grado de nerviosismo que permitía a Nicolás Páez desequilibrar en ataque para Jockey. Pero, a partir de allí, los dirigidos por Ricardo Monges se tranquilizaron, Alvarenga y Jorge Wagner ajustaron las marcas y ordenaron a su equipo, y los mendocinos dejaron espacios para que Fabián Duarte pivoteara y, a los 17', asistiera a Alvarenga para el 3 a 2; a dos segundos del final, el propio Duarte capturó un rebote tras un ataque truncado, y la cruzó de derecha para decretar el triunfo de Nacional.
Párrafo aparte merece el arbitraje. El certamen tuvo, hasta el momento, actuaciones sobresalientes, buenas, regulares y flojas. La del último partido de ayer fue decididamente mala. Los "hombres de negro" obviaron reglas básicas del futsal y mejor no explayarse más. Podría decirse que dejaron todo que desear, pero mejor esperar una sola cosa: que no se repita.

Don Orione, con poco

Llegaba con pergaminos otro de los representantes mendocinos, pero su tarea ante Magallanes, de Ushuaia, lejos estuvo de ser brillante. Ganó por 5 a 3 en tiempo suplementario con su arquero como figura y algo de colaboración del 1 fueguino.
En un primer tiempo cerrado, Matías Korzeniowski logró la apertura con un derechazo desde media cancha que Mauricio Chávez no pudo retener. La actuación del arquero de Mendoza no sólo se destacó por eso, sino que, además, fue un escollo durísimo para los atacantes de Magallanes. Sin embargo, Korzeniowski no contó con una desgracia de un compañero, y el partido quedó igualado. Transcurrían 5' del complemento cuando el arquero tapa un mano a mano, y Sebastián de Diego, de frente al arco propio y en su afán por alejar el peligro, no pudo parar la pelota, ésta le rebotó y se metió.
Desde ese momento, los fueguinos fueron más, pero fallaron a la hora de definir, y Marcelo Mescolatti, jugador de la selección nacional, no los perdonó y puso el 2 a 1 con un disparo fuerte abajo. Cuando parecía que los embates de Magallanes no tendrían su premio, un córner a 7 segundos del final, con una falla técnica, encontró la cabeza de Marcelo Sánchez, el mejor del partido. Tablas otra vez y al alargue.
Allí, otra vez Mescolatti, y otra vez Chávez, aventajaron a Don Orione, que sacó dos goles de diferencia y supieron conjurar el descuento de José Vargas con un tiro libre sin barrera transformado en gol por Rubén Novello. Así, los mendocinos, sin mostrar mucho, se quedaron con el triunfo.
Casino y un final angustiante

La victoria de Casino Club ante Covimeni, en un partido cerrado con definición en tiempo suplementario, no tuvo festejo pese a su importancia, porque un hecho preocupante generó zozobra entre los presentes. El tiempo regular finalizó 2 a 2, y, en el alargue, Casino logró el tercer tanto. Covimeni fue en busca de un empate que mereció, y, a dos segundos del final, ganó un córner, pero el juego quedó totalmente de lado, porque el arquero Daniel Almonacid chocó en el aire y, en la caída, se golpeó la cabeza contra el suelo.
La desesperación invadió a propios y extraños, ya que el arquero perdió el conocimiento y el corte en la parte posterior de la cabeza hizo un charco de sangre. Pero, gracias a Dios, Almonacid recobró la conciencia antes de ser trasladado al hospital local, para luego ser derivado al Samic, de Eldorado, donde quedó en observación, aunque, aparentemente, su estado no reviste gravedad.

Alfio, sin mostrar mucho

El mejor de la primera ronda, Panadería Alfio, enfrentó al cuarto mejor tercero, pero estas diferencias estadísticas no se reflejaron en el juego. Los marplatenses fueron superiores y ganaron merecidamente por 5 a 2, pero sin deslumbrar, y merced a errores del conjunto de Comodoro Rivadavia.
David Almada, en dos oportunidades, Guido Catalani, Fabián Puggi y Marcos Rivada anotaron para los vencedores, mientras que Gastón Cárdenas y Ariel Saralegui marcaron el descuento.-

No hay comentarios.: